Por qué el entrenamiento de suspensión nunca falla

 

 

El entrenamiento de suspensión es una manera súper efectiva de trabajar tu cuerpo completo, construir fortaleza y aumentar tus pulsaciones, utilizando solo el peso de tu propio cuerpo.

Estudios recientes han demostrado su efectividad. El American Council on Exercise—ACE,  ha llevado a cabo un estudio con 16 hombres y mujeres saludables, en edades de 21 a 71 años, para determinar los efectos a largo plazo del entrenamiento de suspensión.

Estas personas realizaron entrenamientos de 45 minutos 3 veces por semana, durante 8 semanas. Y se midieron varios marcadores de salud antes y después del estudio.

Estos fueron los resultados:

Se quemaron alrededor de 400 calorías por sesión

Hubo una disminución significativa en la grasa alrededor del abdomen y la presión arterial.

Y las personas mejoraron notablemente su fuerza muscular y su resistencia, incluyendo luego, mejoras significativas en ejercicios como leg press, bench press y push ups.

Estos resultados combinados sugieren que entrenar con bandas de suspensión por largo tiempo equivale a disminuir significativamente el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

 

El entrenamiento de suspensión nunca falla

 

El entrenamiento de suspensión nunca falla, no solo porque nos hace más fuertes y menos propensos a desarrollar enfermedades cardiacas. También porque aunque muchos piensan que este supone un trabajo muy fácil, cuando se trata de retar tus músculos, te permite una gran variedad de cambios en la intensidad del movimiento que estés realizando.

Los que entrenamos con bandas de suspensión, sabemos que con simplemente cambiar la posición de nuestro cuerpo, podemos incrementar o disminuir el peso del cuerpo contra la gravedad.

Con el cambio continuo de la posición de tu cuerpo, se desplaza el centro de gravedad, lo que hace que tu cuerpo se mantenga en constante reto y trabajes más en menos tiempo. O que tus movimientos sean más fáciles o más difíciles de hacer.

Otro aspecto muy importante es, que con cada movimiento que realices, siempre estarás trabajando tu core. Un core fuerte es un gran valor añadido a nuestro nivel de fitness.

 

El entrenamiento de suspensión es divertido

 

¡Todavía más! Entrenar con bandas de suspensión te permite ser más creativo al diseñar tus rutinas, pues estos ejercicios se pueden combinar perfectamente con otros ejercicios pliometricos y las pesas rusas o kettlebells añadiendo así, algo de cardio al entrenamiento.   

El resultado será rutinas únicas y un entrenamiento creativo y divertido, aunque intenso y retador.

Por qué el entrenamiento de suspensión nunca falla para Carmen y Edelmira, dos de mis clientas más antiguas:

Ejercitarme con bandas de suspensión es lo más efectivo que he hecho. Este tipo de entrenamiento me ha permitido no solo perder peso y luego mantenerlo, además me han dado fuerza y energía. ~ Carmen Esteva

Los entrenamientos con bandas de suspensión me han proporcionado metas alcanzables, fortalecimiento palpable de mi sistema muscular en general acompañado de un aumento en mi flexibilidad que repercute todo en una mejor calidad de vida. ~ Dra. Edelmira Bonilla

 

CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone
Pili Cuadrado
[email protected]
No Comments

Post A Comment